16 febrero, 2011

Mi historia: capítulo 2!!

Bueno, pues aquí os dejo otro capítulo de Habitación 136. Este capítulo es corto, pero es importante porque aparecerá algo que en su hora fue muy importante para mí.

Que lo disfruteis!!

CAPÍTULO 2

Me desperté. Había claridad en la habitación. Estaba empapada en un sudor frío. Tan frío como la noche del sábado. Lisa, la enfermera, estaba preparando la cama de al lado, por lo visto iba a tener una compañera.
-¡Buenos días, Julia!
-Buenos días, Lisa. Pareces contenta.
-¡Para no estarlo! El director me acaba de ascender. Ahora soy la jefa de enfermeras.
-Me alegro mucho por ti.
-¡Gracias! Ahora te traigo el desayuno -iba a marcharse, pero debió de acordarse de algo porque sacó un pequeño sobre del bolsillo de su bata-. Un chico dejó esto para ti.
Me quedé de piedra, ¿un sobre para mí? Y la pregunta importante, ¿de qué chico? Ojalá que sea de Lucas. Sólo de pensar que sea de Jose se me ponen los pelos de punta.
Le di la vuelta al sobre, por si tenía algún nombre. Me temblaban las manos. El sudor frío de la noche aumentaba a causa de los nervios y las preocupaciones. ¡No había ningún nombre! Dentro había un papel de libreta doblado y el resguardo de una librería cercana al hospital. ¡Qué raro! Desdoblé el papel. Era una carta. Miré donde debería estar la firma. Era la de Lucas. Tuve dos sensaciones: la de alivio por no ser de Jose y la de una gran emoción y curiosidad por saber lo que diría:


Julia,
Perdona si ayer me marché de forma brusca, pero supongo que a ti te pasa lo mismo; tenía demasiadas cosas en la cabeza y necesitaba despejarla.

Cuánta razón tiene. No sé si él la despejaría, pero yo la tengo más nublada que el Everest en un día de niebla.

Sé que lo estás pasando muy mal, pero quiero que sepas que cuentas con mi apoyo para lo que sea. Y que puedes confiar en mí. Referente a los deberes no dudes de que te los lleve. También, si te interesa, te informaré de lo que pase en clase.

Parece que iba en serio. Si en el fondo es un cielo.

Sé que te lo he dicho ya pero, que sepas que por mí nadie sabrá nada.
Con todo el cariño del mundo,
Lucas.

Ya no puedo tener dudas, puedo confiar plenamente en él. Grapado a la carta hay un papel pequeñito.
P.S.: Pídele a alguien que vaya a la librería del resguardo y, que coja una cosa que hay. Para que se te pasen estos tres días volando.

Lisa llegó con el desayuno. Era la persona perfecta.
-Lisa, ¿tienes algún momento libre más tarde?
-Sí, ahora tengo un descanso. ¿Qué necesitas?
-Que vayas a esta librería y que recojas algo que hay allí para mí, por favor
-Sí, claro que puedo, ¿qué es?
-Ni idea.
Le di el resguardo de la librería a Lisa y se fue. Una hora después, Lisa estaba de vuelta, con un paquete. Lo abrí. Era un libro, Sin familia de Hector Malot. Le di la vuelta para ver el resumen. No tenía, por el título parecía interesante y sentí una gran curiosidad de porqué Lucas había elegido aquel libro. Si me lo daba, sería por algo. Pasé el resto del día tumbada en la cama. Entre el libro y las visitas de Lisa, se me fue un día volando. Si el resto iban a ser como ése, seguro que se cumplía el propósito de Lucas. O eso espero.

                                  
Más en el próximo capítulo!!

0 paseantes han pasado por aquí:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...